martes, 10 de agosto de 2010

Puñetazo en la Quijada


37

Un editor francés, comprobando que ha decaído la venta de los clásicos, decide lanzar una nueva colección, pero en la cual los prólogos no serán encomendados a eruditos desconocidos sino a estrellas de la actualidad. Así Brigitte Bardot hará el prefacio de Baudelaire, el ciclista Raymond Poulidor el de Proust y el actor Jean- Paul Belmondo, que antes fue boxeador, el de Rimbaud. Belmondo empieza su preámbulo con estas palabras: "Cada vez que leo un poema de Rimbaud siento como un puñetazo en la quijada". Venta asegurada.

De "Prosas Apátridas", Julio Ramón Ribeyro



Mala Sangre
(Poema Musicalizado de Arthur Rimbaud)


Nunca fui de este pueblo
Jamas fui un cristiano no
Siempre fui raza inferior.

A quien venderme, que bestia adorar.
A que imagen santa atacar, que corazones destrozare, que mentira debo sostener, sobre que sangre caminare.

Ahora maldito estoy, sere ocioso y brutal, no soy ni fui un prisionero de mi razon
(si dios me concediera la calma celestial)
Gritos tambor hambre sed.

A quien venderme, que bestia adorar.
A que imagen santa atacar, que corazones destrozare, que mentira debo sostener, sobre que sangre ahora caminare.

La vida una farsa
Mi inocencia podria hacerme llorar(bis).

Nunca fui de este pueblo
Jamas fui un cristiano no
Siempre fui raza inferior.

A quien venderme
A que imagen
Que corazones (..razones)
Que mentira ...tira

A quien venderme, que bestia adorar.
A que imagen santa atacar
Que corazones destrozare.